Los detalles de nuestra boda

¡Muy buenos días! 

Ya estamos en el ecuador de la semana, ¡ánimo! 

Hoy estoy especialmente ansiosa por compartir este post porque ya puedo enseñar todos los detalles que preparamos con tanto mimo para nuestra boda. Desde que decidimos casarnos siempre supe que intentaría hacer una boda 100% handmade, igual que todas aquellas bodas que llevo compartiendo aquí desde que nació este blog, con las que he disfrutado y me he emocionado viendo cosas tan y tan bonitas. 

Tengo tantas fotos que he tenido que dividir los posts, así que empiezo destacando aquello que más nos ha costado y con lo que he disfrutado más. Qué especial es diseñar y hacer realidad ideas que se convierten en detalles que luego llenan rincones mágicos. 

Estos detalles que no tienen precio... porque si tuvieras que ponerles uno, no podrías por el valor sentimental que tienen y por la cantidad de horas que llevan a sus espaldas. Y qué gratificante luego... cuando lo ves todo tal y como te lo habías imaginado y dibujado en una libreta vieja que de golpe, cuando decides casarte, la conviertes en 'la libreta'. Ahí he llenado hojas llenas de listas de todo tipo: invitados, presupuestos, decoración, regalos... y garabatos con dibujos de todas las zonas acompañados de millones de ideas y apuntes. 

Transcurre medio año preparando todo... pasando ratos especiales con tu familia, esa ayuda incondicional sin la que no hubieras podido conseguir ni la mitad de cosas, y llega la semana previa. Corre que te corre siempre... porque aunque lo tienes todo en listas, excels y en tu cabeza, siempre hay imprevistos y cosas a última hora, quién diga lo contrario... miente :).

Y entonces, llega el día antes de la boda y lo colocas casi todo... desde primera hora hasta la madrugada. Lágrimas al ver todo cómo ha quedado, sin ser consciente de lo realmente agotada que estás porque lo que estás viviendo te embarga de felicidad. Te da igual estar manchada, con los pelos de loca, agitada... porque cada vez que colocas un detalle en algún rincón te acuerdas de la historia que tiene detrás, quién lo ha hecho, las risas que te echaste mientras se hacía, el primer boceto de la idea... y eso es mágico...

Y en ese momento, eres realmente consciente de la grandeza y la magia del detalle, 
esa pequeña grande porción de felicidad. 

Todo lo que veréis a continuación está hecho por nosotros y nuestra familia. Las fotos preciosas son de Norma Grau. Gracias a ti también por haber captado tan bien el amor que pusimos en cada cosa, las fotografías lo transmiten sin duda. 

Cajitas personalizadas

Tanto los ramilletes como mi ramo de novia fueron obra de mi madre. Ella es la creadora de todas las cosas bonitas que veis en su blog La olla creativa de Gladys. Hizo cada flor con pasta, trabajando cada pétalo, cada tallo... todo creado a partir de una bolita. Yo no tengo más palabras para describir algo tan hermoso y tan bien hecho. En su post explica cómo lo hizo y podréis ver el proceso... 




Queríamos animar el tiempo de espera de los invitados en el lugar donde se celebró la ceremonia así que le pedimos a nuestra gran amiga Eli, fundadora de EO / Disseny Gràfic, que nos diseñara aquel juego de niños con el que te casabas con 10 novios, tenías 40 hijos, etc. ¿Os acordáis? Era súper divertido... así que lo llenamos de preguntas acerca de nosotros. Mil gracias amiga, eres una crack! :)




La decoración de la ceremonia fue campestre y femenina, muy delicada. Este buen gusto se lo debemos al equipo de Can Ribas, lugar donde celebramos tanto la ceremonia como el convite, al que dedicaré un post entero... no hay sitio más especial para nosotros. 






Diseñamos unos conos con papel kraft, blondas y nuestro sello para los pétalos de rosa blancos y rosas.

 


Sin olvidarnos de las cajas que personalizamos con mensajes, puntillas, cintas, etc. 



Esta pizarra la construimos con un marco viejo que mis padres compraron hace tiempo... 


Esta cajita tan preciosa que mi madre pintó hace mucho tiempo, cuando decidí crear un blog sobre bodas y dedicarme a la organización de bodas, la utilizamos de porta anillos



En nuestra boda no podían faltar los banderines... me gustan tantísimo que tenían que hacer acto de presencia sí o sí :). Mi suegra, una crack con las telas y la costura, nos hizo los 20 metros de banderines que colgamos en la zona del aperitivo. Espectacular. 


El rincón del seating plan fue un mix de cosas que tienen en Can Ribas y nuestro propio material. 
Estas maletas que me tienen loca son de ellos. Fotaza. 


El domingo anterior a la boda compramos en el mercado un montón de flores silvestres que utilizamos para llenar capazos, cajas, botecitos, etc. Aquí podéis ver el post que les dediqué y aquí el especial de capazo y jaulas. Sin duda una tarea súper relajante y muy gratificante... 




El mundo del ciclismo (que nos unió) estuvo presente tanto en las invitaciones (podéis verlas aquí) como en el resto de espacios. También aprovechamos este concepto para darle nombre a todas las mesas con etapas reinas de las competiciones ciclistas más importantes y famosas. 






Quisimos personalizar cada sitio con una tarjetita llena de banderines (¿cómo no?) con el nombre de cada invitado y algo que lo caracteriza o lo hace especial para nosotros. Fue un trabajazo enorme pensar  en algo distinto para cada uno, pero valió muchísimo la pena... ¡a todos les gustó la idea! 


Como detallito entregamos una cerveza personalizada para cada uno que estaban en cubos de zinc en el centro de la mesa. El paso a paso está explicado aquí. A nosotros nos pareció muy buena idea y útil :)





La nota más dulce, a parte del buffet de postres rico rico que ya os enseñaré, fue el pastel y las cupcakes a juego que diseñó y preparó mi madre con una paciencia infinita y con mucho mucho amor. Escogimos el color turquesa que tanto nos gusta y que siempre ha acompañado este blog, los banderines y las latitas personalizadas con Just Married.  



El pastel se colocó encima de una estructura con forma de bicicleta (no podía ser de otra manera) rodeado de lucecitas. En el cesto de la bicicleta colocamos a los novios, unas fofuchas personalizadas que encargamos a  Muñecos personalizados AFM y que nos describían a la perfección. Fijaros en el ramo, es igual al mío!!!!! una pasada :). Aquí podéis ver más fotos de los muñecos



 Y ésto es todo por hoy... espero que os haya gustado y que os haya inspirado. Dejo para el próximo post un especial de Can Ribas,de mis fotos preferidas y el link del tráiler de la boda! :). 

Besos!!!


Virginia
Just Married Bcn

7 comentarios:

Inma {París Berlín Wedding Planners} dijo...

Que boda tan bonita Virginia, muchas felicidades!!!

Un beso

Inma

Nuria Latorre dijo...

Me ha encantado!!!

Just Married Bcn dijo...

Muchísimas gracias chicas!!! :)

Anónimo dijo...

una preciosura; emocion a tope

Anónimo dijo...

El post es una pasada, muy bien extraído y comentado los infinitos detalles de tu boda.

Cada uno lleva tanta dedicación y cariño, que no puede dejar de resultar bonito.

gla

Mireia Fernández Salvans dijo...

Una boda sencillamente pre-cio-sa. Me han encantado todos los detalles pero sobre todo las ideas. ¡Sois una familia de artistas!

¡Enhorabuena!

Just Married Bcn dijo...

Muchísimas gracias Mireia... cuando las cosas se hacen con ilusión, ni el tiempo ni el cansancio pesan. Me alegro que te hayan gustado guapa!!! :)

 

¡Hola! Esta soy yo :)

La olla creativa de Gladys

Lo último en Instagram...